De abrir su filial en 1988 con 10 trabajadores a usar al país de 'cebo' para atraer el talento de toda Europa: los desafíos y oportunidades de Microsoft en España

Alberto Granados, presidente de Microsoft España.
Alberto Granados, presidente de Microsoft España.

Microsoft

  • Microsoft clava sus lanzas en la inteligencia artificial y la computación en la nube como dos de los motores que impulsarán su negocio en el país.
  • La compañía es consciente del potencial de España y espera usar al país como una suerte de 'cebo' para atraer al talento digital de toda Europa.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Microsoft llegó a España en 1988. En sus primeras oficinas solo eran diez empleados que entonces seguían trabajando con MS-DOS, el mítico sistema operativo que desarrollaron los de Seattle y que todavía no contaba con interfaz gráfica. 33 años después, la multinacional suma más de una filial en la península, cerca de 850 empleados y esbozan el futuro de tecnologías como el cloud.

Esta travesía no ha estado exenta de desafíos. Fue una de las primeras tecnológicas en aterrizar en el país (Apple llegó tres años antes, en 1985), y una de las primeras en protagonizar titulares por sus encontronazos con el fisco español, lo que cobra especial relevancia en un momento en el que un impuesto de Sociedades global a las tecnológicas se está discutiendo.

El Registro Mercantil detalla cuál es la estructura societaria de las filiales de Microsoft en España. Cuenta con dos sociedades de responsabilidad limitada, Microsoft Ibérica SRL, y con Microsoft International Holdings Spain SRL, y con una SL de reciente cuño, que será la firma encargada de gestionar todo su negocio cloud, Microsoft 7724 Spain.

La pandemia no ha afectado su crecimiento en el país. Si las filiales de Microsoft cerraron en 2019 con unos 707 empleados, en 2020 alcanzaron los 795 trabajadores. 

A finales de abril se materializó un cambio en la junta directiva de la compañía. Pilar López se marchaba a ser la nueva vicepresidenta de Microsoft para Europa Occidental, mientras que Alberto Granados asumía su rol como presidente de la compañía en España. En ese momento, la propia firma avanzaba que Granados dirigiría a un equipo de cerca de 850 profesionales.

Satya Nadella impulsa la productividad en Microsoft: lleva 5 años seguidos aumentando sus ingresos por empleado

De esta manera, Microsoft cuenta con una plantilla superior a Google, pero menor todavía que otras grandes tecnológicas cuya presencia en el país también ha sido radiografiada por Business Insider España, como es el caso de Amazon. Estas tres son, además, las tres protagonistas de la carrera a nivel global por el mercado cloud, en la que España tiene algo que decir.

España, el cebo de Microsoft para atraer talento de toda Europa

Madrid BI

Getty

Si el desafío de las grandes tecnológicas en su llegada a España hace tres décadas era mejorar sus canales de distribución o abrazar el desarrollo de "nuevas tecnologías" como internet, hoy el panorama no es muy distinto. La sociedad ha evolucionado y la pandemia ha acelerado su digitalización, y Microsoft sigue impulsando a Azure, su servicio en la nube, para atacar este mercado.

Junto con el cloud, el desarrollo de los sistemas de inteligencia artificial también es uno de los puntales sobre los que Microsoft espera generar ingresos y negocio en España. Prueba de ello es el reciente anuncio de la apertura de un hub de I+D en IA que se ubicará en Barcelona. Ya entonces, un portavoz de Microsoft aseguró lo siguiente a Business Insider España:

Huso horario, talento y nube: el cóctel con el que España se convierte en un campo de pruebas para el despegue de la inteligencia artificial

"Supone una gran posibilidad de convertirnos en un polo de atracción para talento en Europa. Somos uno de los diez países más atractivos para atraer y retener talento digital. Sin embargo, hay un déficit de profesionales que tengan las habilidades específicas y la formación especializada (...)".

"A pesar de la brecha de competencias digitales en la población, España es el cuarto país de Europa (después de Reino Unido, Alemania y Francia) en número de profesionales y desarrolladores en la nube, lo que representa alrededor del 10% del total de profesionales certificados en estas tecnologías avanzadas en Europa", continuaba.

Además de concebir a España como un destino profesional atractivo para el talento de toda Europa, Microsoft reivindicaba en un comunicado remitido a este medio que llevan años trabajando en capacitación y fomento de habilidades con la inteligencia artificial mediante diversos bootcamps o formando parte de consorcios como IndesIA.

Los números les avalan

El crecimiento de los de Redmond en España no ha estado exento de polémica. Todavía no se conocen las cuentas de 2021 (su año fiscal termina en junio), aunque los datos que arrojaron sus dos últimos ejercicios contables revelan datos sorprendentes.

El primero es que en 2019 Microsoft España vio cómo sus ingresos se disparaban un 74,8% con respecto al año anterior. Facturaron 380,1 millones de euros en España y sus beneficios se multiplicaron hasta por diez, pasando de obtener 1,3 millones en 2018 a lograr 14,56 millones en 2019.

Microsoft invierte millones en startups: uno de sus inversores jefes ofrece 5 consejos a fundadores que quieran cerrar un acuerdo con el gigante tecnológico

La razón es que Microsoft España asumió en aquel momento el negocio tanto de hardware como de licencias de software. Hasta entonces, la filial no facturaba esas ventas, sino que se encargaba otra filial desde Dublín. Otras tecnológicas todavía mantienen sus filiales en Irlanda, como Facebook. Microsoft España solo se apuntaba una comisión por sus ventas, reflejaba entonces El País.

Los números en 2020 reflejaron su consolidación tras este cambio operativo. Los ingresos de 2020 crecieron hasta en un 39% con respecto a 2019, al facturar 529,1 millones a través de Microsoft España. Los beneficios, no obstante, se redujeron en 13,8 millones, un 5,3% menos.

Problemas con Hacienda

Tanto en 2019 como en 2020, a pesar de la notable diferencia en lo ingresado entre un ejercicio y otro, Microsoft pagó una cuantía similar por el impuesto de Sociedades. 7,51 millones el primer año, 9,4 millones el segundo. Con todo, es menos que lo que la empresa propietaria de Windows pagó por ese mismo concepto en 2018: entonces entregó en impuestos 11,9 millones.

La razón es que entonces Microsoft introdujo en sus cuentas el cómputo de una sanción de Hacienda. Al igual que le ha sucedido a otras grandes tecnológicas en España, la Agencia Tributaria se las ha visto con muchas de estas compañías. 

Los ordenadores Surface de Microsoft se han convertido en una parte esencial de la estrategia de la empresa para mantener la relevancia de Windows

Microsoft protagonizó polémicas de forma temprana. En noviembre de 2011 Hacienda le impuso la primera sanción, una multa de 11,9 millones de euros correspondiente a la liquidación del impuesto de Sociedades en 2004 y 2005. En diciembre de 2012 Hacienda inició otra inspección por el mismo impuesto, esta vez sobre los ejercicios de 2007 a 2009. Propuso una sanción de 18,4 millones.

A finales de 2012 Microsoft se veía en la tesitura de tener que pagar 30 millones de euros, todo ello sin contemplar otras investigaciones que el fisco ha realizado sobre el IVA que ha liquidado la compañía en ejercicios pasados. No obstante, los de Redmond movieron ficha rápido y en 2018 inició un procedimiento amistoso tras recibir una propuesta de liquidación de hasta 18,7 millones.

En 2020 Microsoft inició otro procedimiento amistoso. Lo hizo también después de haber pagado hasta 12,1 millones de euros por actas de inspección de Hacienda sobre el impuesto de Sociedades en nuevos ejercicios, 2013, 2014 y 2015. Ante tantos frentes, la empresa reconocía en sus últimas cuentas que no había provisionado nada, al no poder "estimar" los resultados de los procedimientos.

Desafíos tras la pandemia

Satya Nadella, CEO de Microsoft.
Satya Nadella, CEO de Microsoft.
Reuters/Lucas Jackson

Microsoft España celebró un evento en 2014 para conmemorar el 25º aniversario de su llegada al país. En él, Eric Boustouller, entonces presidente de Microsoft para Europa Occidental, aseguró cuáles serían las cuatro megatencencias que dominarían la década de los años 20: "Movilidad, el mundo social, cloud y big data".

"Todo se está convirtiendo en móvil; pasamos el 80% de nuestro tiempo fuera de nuestro espacio de trabajo. Por otro lado, el auge de las plataformas sociales está cambiando la forma en la que trabajamos y nos comunicamos", advirtió entonces, como recogió en aquel momento el diario ABC.

Con la pandemia, el trabajo híbrido (presencial y en remoto) ha llegado para quedarse en muchas compañías. La dirección fiscal de todas las sociedades de Microsoft en España remiten a la misma dirección: un enorme edificio en un polígono de oficinas de Pozuelo de Alarcón al que la firma llegó en 2013 y que remodeló en 2014.

Así se está convirtiendo España en el 'hub' europeo de los centros de datos

Se remodeló precisamente para adaptar los espacios y garantizar la posibilidad de trabajar en remoto desde casa. La reforma la realizó el estudio de arquitectura 3g office y en su propia web da algunas pistas sobre cómo son las instalaciones: más de 6.000 metros cuadrados, de los cuales unos 3.000 están destinados al auditorio, y un firme propósito: impulsar la flexibilidad laboral.

Esa flexibilidad es esencial para retener el talento en la industria TI.

A pesar de ello, al propio CEO global de la firma, Satya Nadella, no le entusiasmaba la idea del teletrabajo en octubre de 2020. Adujo entonces que era difícil diferenciar la vida laboral de la personal con este método. Ya en enero de este año reconocía que la flexibilidad laboral había llegado para quedarse, y hace unas semanas llegaron a posponer sus planes de regresar a la oficina.

En ese contexto de absoluta digitalización Microsoft disputará sectores como el cloud o la IA mientras ve en España una meca laboral, ideal para atraer el talento de toda Europa. Atrás quedaron las disputas con Apple Computer, que desembarcaron casi al mismo tiempo en Madrid. Esta vez las conquistas serán otras.

Otros artículos interesantes:

Esto es todo lo que tienes que saber sobre Google en España: estructura, tributación, nuevas oficinas, un 50% más de plantilla en 5 años y próximos retos

Así crecen Amazon y sus filiales en España: 6.800 millones de euros de inversión en 10 años y el objetivo de alcanzar 25.000 empleados indefinidos en 2025

Twitter España se enfrenta a grandes desafíos, tras la renovación de su dirección por desavenencias con la política de Estados Unidos y el nuevo tipo mínimo global

Te recomendamos

Y además