Así es el reto de las 52 semanas, uno de los métodos más exitosos para ahorrar dinero

Una mujer planifica sus ahorros.

Getty Images

  • Ahorrar requiere de planificación financiera, pero también hay algunos retos que pueden ayudarte.
  • Sigue leyendo para ver en qué consiste el reto de las 52 semanas y por qué puede ayudarte en cuanto a la generación de ahorros.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Ahorrar requiere una planificación y un ajuste necesario para conseguir los objetivos. Sin embargo, lo que más se necesita es tener un hábito concreto. 

En este sentido, hay algunos métodos que pueden ser bastante útiles en el plano de las finanzas personales: desde intentar gastar menos de los que se ingresa, automatizar el ahorro, utilizar aplicaciones móviles para controlar el gasto o hacer un recorte sobre gastos innecesarios que tenemos en el día a día. 

Pero más allá de eso hay algunas otras fórmulas que pueden resultar interesantes y que se salen, quizá, de las estrategias tradicionales. Algunas de ellas, más simples de lo que en un primer momento te podrías imaginar. Reglas como la 50/20/30 o el método Kakebo, con mayor popularidad en Japón.

No obstante, además de estos dos últimos hay otros procesos que pueden ayudar a conseguir los objetivos que te lleven a conseguir la libertad financiera. Se tratan de los retos de ahorro. Desafíos que se plantean para generar una rutina sin que tu salud financiera se pueda ver comprometida en el tiempo. Gracias a ellos podrás empezar a tomar conciencia de que ahorrar no es tan complicado. 

Los retos de ahorro sirven para poner en marcha un método concreto para ahorrar dinero, con la diferencia que están acotados en el tiempo y tienen un componente mucho más social. Estos son los más seguiros y que mejor resultado dan.

Cómo elegir un bróker si quieres comenzar a invertir en bolsa

Así, el famoso reto de las 52 semanas es una forma de ahorrar capital que cogido mucha popularidad en los últimos años. ¿A qué se debe su éxito? Básicamente a la sencillez con la que se puede desarrollar y a los buenos resultados que se pueden cosechar de forma inmediata y también en el futuro. Siempre, hablando en el plano financiero. 

¿Cómo funciona? La mecánica del reto de las 52 semanas es muy cómoda. Consiste en ahorrar cada semana un euro más que la semana anterior. Dicho de otro modo, la primera semana tendrás que apartar 1 euros; la segunda semana, 2 euros; la tercera 3 euros, y así sucesivamente, hasta llegar a la última semana del año (la número 52), donde tendrás que ahorrar 52 euros

De este modo, transcurridos 12 meses habrás tenido que ser capaz de ahorrar 1.378 euros. Unas cantidades que puedes destinar a invertir y hacer crecer aún más por la magia del interés compuesto, dejarlo apartado como fondo de emergencia o emplearlo en algún capricho personal, como, por ejemplo, irse de vacaciones. 

Un reto para conseguir las metas financieras a largo plazo

La ventaja de este reto es que en la semana 52 y en las 3 anteriores ya estás cerca del final. La motivación por terminar te ayudará a llevar mejor el esfuerzo que has empleado durante todo el año. De igual modo, irás acostumbrándote a tener menos dinero de una forma gradual, por lo que es fácil que ni te percates del aumento progresivo. Es una de sus principales ventajas en comparación con otras estrategias de más popularidad. 

Por ejemplo, el reto de ahorro de las 52 semanas es muy útil para ahorrar el dinero de vacaciones y en general para cualquier gasto que sepas que tiene una cadencia anual, como el pago de seguros o contribuciones. Además, es una buena fórmula de que los que tienen más dificultades para ahorrar creen ese hábito.

A este respecto hay muchas variaciones frente al reto original como ahorrar en múltiplos de 10 en lugar de 1 euro, con lo que al final tendrás 13.780 euros o empezar con 50 céntimos e ir sumando 50 céntimos más cada semana. Con el reto de los 50 céntimos tendrías 689 euros. Son alternativas que se pueden aplicar, pero sobre una misma base.

En esencia, una de las virtudes del reto de las 52 semanas es que nos permite adquirir un hábito ahorrador de una forma sencilla y sin esforzarse especialmente. Sobre todo, en los primeros meses. Una vez que se haya completado se habrá adquirido mucha experiencia y un aprendizaje mayúsculo sobre el ahorro individual. Una práctica que se podrá interiorizar de cara al futuro. 

Eso sí, a medida que el reto avanza, las cantidades a aportar al fondo son cada vez más significativas, y el ahorro se vuelve más complicado. 

Sea como fuere, puesto que ya se ha conseguido una cierta constancia durante las primeras etapas, continuar por esta senda no debería suponer demasiado esfuerzo. Por eso, es un método para tener muy en cuenta.

Otros artículos interesantes:

Estos tratamientos capilares retrasan la caída del cabello y te pueden ahorrar mucho dinero

3 plantillas gratis de Excel para llevar la contabilidad doméstica, controlar gastos y ahorrar cada mes

Si eres de los que suelen perder las llaves, esta cerradura inteligente te puede ahorrar más de un susto y la factura del cerrajero, y Amazon la tiene en oferta en estos momentos