Pasar al contenido principal

5 claves de por qué la Eurocámara podría confirmar o rechazar esta tarde a la nueva presidenta de la Comisión Europea

Ursula von der Leyen y Jean-Claude Juncker
Ursula von der Leyen y Jean-Claude Juncker Reuters
  • La Eurocámara vota esta tarde su respalda o rechaza la elección de Ursula von der Leyen como presidenta de la Comisión Europea y el resultado no está nada claro.
  • En principio, la candidata alemana cuenta con el apoyo del grupo parlamentario conservador y parte del socialista, pero hasta que se celebre la votación a las 18 horas no se sabrá si tiene los 374 votos que necesita para ser ratificada en el cargo.
  • Von der Leyen fue propuesta por el Consejo Europeo a principios de mes, después de que los líderes europeos prescindieran de los candidatos principales de los grupos por falta de consenso para decantarse por uno.
  • En caso de que von der Leyen no resulte elegida, la UE afrontaría una crisis de liderazgo a pocos meses de que se concrete el Brexit y en plena tensión comercial con EE.UU..
  • Repasamos las principales claves del proceso de selección de la presidenta de la Comisión y los posibles escenarios durante y después de la votación.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Esta tarde a las 18 horas, el Parlamento Europeo abrirá sesión en su sede de Estrasburgo para dar comienzo a su novena legislatura. Más allá de cuestiones protocolarias, su agenda comienza con un plato fuerte que podría atragantarse a los líderes comunitarios: la elección del próximo presidente de la Comisión Europea, que sustituirá al luxemburgués Jean-Claude Juncker. 

El pasado 2 de julio, tras varias horas de complejas negociaciones para renovar los principales cargos comunitarios, los jefes de Estado y Gobierno de la UE anunciaron un acuerdo que incluía, entre otros nombramientos, el de la ya exministra de Defensa alemana, la conservadora Ursula von der Leyen como su candidata a presidir la Comisión.

Leer más: Por qué el Consejo Europeo no ha nombrado a los nuevos cargos de la UE y por qué es importante darse prisa en ello

Ahora, llega el momento de que la Eurocámara ratifique a la candidata acordada por los líderes europeos... o no. La designación por parte de los jefes de Estado de los 28 no es vinculante y la candidata necesita del apoyo de la mayoría absoluta del Parlamento Europeo para ratificarse en el cargo.

En legislaturas anteriores, la votación del candidato propuesto por los líderes europeos ha sido una mera formalidad, pero la pérdida de poder de los 2 principales grupos, el Partido Popular Europeo y los Socialdemócratas, y los desencuentros entre los líderes europeos hacen que la confirmación de von der Leyen esté todavía en el aire.

Estas son las 5 claves de por qué y cómo la Eurocámara podría confirmar o rechazar esta tarde a Ursula von der Leyen como nueva presidenta de la Comisión Europea y qué escenarios se abrirán tras esta votación, según sea su resultado.

Por qué Ursula von der Leyen no tiene garantizado el apoyo del Parlamento Europeo

El socialista holandés Frans Timmermans
El socialista holandés Frans Timmermans Reuters

Pese a que von der Leyen dimitió este lunes de su cargo de ministra de Defensa de Alemania, su elección al frente de la Comisión Europea no está todavía confirmada. Entre otros motivos, que la política alemana no fuese uno de los candidatos oficiales de los grupos parlamentarios y la falta de acuerdo entre los distintos bloques podrían complicar su elección.

La negociación para que los líderes de los 28 consensuaran el nombre de su candidato a presidir la Comisión fue especialmente complicada. El conservador alemán Manfred Weber partía como favorito al ser el cabeza de lista o spitzenkandidaten del grupo más votado, el Partido Popular Europeo (PPE), aunque sus resultados en las Elecciones Europeas mermaron sus posibilidades.

Leer más: Quién será el presidente de la Comisión Europea tras las elecciones del 26 de mayo

Entonces, surgió la figura del cabeza de lista de los Socialdemócratas europeos, el holandés Frans Timmermans, que estuvo a punto de conseguir la nominación tras conseguir el respaldo de la canciller alemana Angela Merkel, pero finalmente se quedó a las puertas por el veto a que se eligiese a un candidato socialista por parte del bloque de derecha que forman Italia y varios países del Este de la UE.

Timmermans fue finalmente desbancado por otro candidato conservador alemán, en este caso Ursula von der Leyen, que en principio no figuraba entre los aspirantes. Esto ha provocado que, pese a los acuerdos de los líderes de los 28, no está claro si todos los eurodiputados socialistas votarán este martes a favor de Ursula von der Leyen, que forma parte del grupo popular europeo.

Cómo es el proceso de ratificación de la candidata a presidir la Comisión Europea

Los parlamentarios europeos votan en una sesión de la Eurocámara en Estrasburgo
Reuters

Para conseguir el respaldo de la Eurocámara a su nominación para presidir la Comisión Europea, Ursula von der Leyen necesita del respaldo de 376 eurodiputados, es decir, la mitad más 1 de los 751 que componen el Parlamento. Sin embargo, con 374 votos a favor tendría suficiente, ya que hay 4 eurodiputados que aún no han tomado posesión.

Se trata del danés Jeppe Kofod, nombrado ministro en su país, y 3 diputados catalanes cuyos escaños están vacantes "por imperativo legal" de la Junta Electoral española, el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont, el exconseller Toni Comín y el exvicepresidente Oriol Junqueras, en prisión preventiva desde noviembre de 2017 y que ha conseguido escaño tanto el parlamento español y en el comunitario.

Leer más: Puigdemont gana las elecciones europeas en Cataluña y Junqueras también consigue el escaño para el Parlamento Europeo

Pero, pese a que la mayoría absoluta está 2 votos más cerca, las opciones de von der Leyen no están más claras. Pese a que su partido es de los más importantes del grupo popular europeo, la candidata alemana no tiene garantizado el voto de todos los 182 eurodiputados del PPE y lucha por conseguir el apoyo de más de la mitad de los 154 eurodiputados socialdemócratas y los 108 liberales para sumar 374 apoyos.

En su contra, votarán previsiblemente los 75 eurodiputados del grupo de Los Verdes y la Alianza Libre Europea, los 41 de la Izquierda Unida Europea y los 73 del grupo Identidad y Democracia, formado por la extrema derecha italiana, francesa y alemana. Mientras, está por definir la postura del grupo conservador y del Movimiento 5 Estrellas italiano, que podrían ser claves para una mayoría absoluta.

Dado que el voto es secreto, se esperan sorpresas en la votación de esta tarde, en la que los eurodiputados tendrán que equilibrar los intereses de su país, de su grupo parlamentario europeo y de su propio partido.

Qué sucederá si von der Leyen consigue el apoyo de la Eurocámara

Ursula von der Leyen
Ursula von der Leyen Reuters

Si finalmente la exministra alemana de Defensa consigue el respaldo de la mayoría absoluta del Parlamento Europeo, Ursula von der Leyen se convertiría en la primera mujer en ostentar este cargo, cuyo mandato se extenderá durante toda la novena legislatura comunitaria, que concluye en verano de 2024.

Una vez sea ratificada en Estrasburgo, von der Leyen tendría las manos libres para comenzar el proceso de selección de los nuevos comisarios europeos, en el que una vez más hará falta llegar a acuerdos entre los países miembros de la UE para repartirse el poder en Bruselas y colocar a sus candidatos.

Si consensuar a von der Leyen ya supuso una ardua negociación entre los líderes de los 28, la selección de los miembros del Ejecutivo comunitario podría seguir el mismo camino. De momento, el único que tiene prácticamente garantizado su puesto es Josep Borrell como alto representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad.

Una vez conformada su composición, la Comisión Europea afronta una legislatura tremendamente compleja, comenzando por el Brexit, que deberá concretarse el 31 de octubre. Von der Leyen podría verse obligada a negociar con el próximo primer ministro británico para evitar un Brexit sin acuerdo.

Leer más: A Reino Unido se le acaba el tiempo para prepararse para un Brexit sin acuerdo porque "no se está trabajando suficientemente rápido"

Qué sucederá si von der Leyen no supera la votación del Parlamento Europeo

Ursula von der Leyen
Reuters

Si, por el contrario, el Parlamento Europeo rechaza la candidata propuesta por los jefes de Estado y de Gobierno de los 28, se abriría una crisis dentro de la organización comunitaria que podría en riesgo los equilibrios diplomáticos que sustentan la UE. El proceso de elección de un candidato volvería a abrirse, aunque el calendario haría difícil una solución de consenso.

Así, las leyes comunitarias establecen que el Consejo Europeo debería volver a reunirse para decidir en el plazo de un mes un nuevo candidato a la presidencia de la Comisión, que tendría que someterse de nuevo a la votación del Parlamento Europeo. En principio, la tarea es compleja, teniendo en cuenta que las negociaciones previas han roto antiguas alianzas y han polarizado internamente a los grupos parlamentarios.

Por ello, los líderes de los 28 podrían decantarse por uno de los spitzenkandidaten que descartaron en primera instancia como un gesto a la Eurocámara, de la que han surgido voces críticas con el rechazo de los cabezas de lista a los que los ciudadanos comunitarios votaron en las Elecciones Europeas.

Leer más: Elecciones Europeas: Así ha cambiado tu día a día el Parlamento Europeo en estos 5 años

Cuáles son las funciones del presidente de la Comisión Europea

Edificio de la Comisión Europea, en Bruselas
Edificio de la Comisión Europea, en Bruselas Mario Felipe

El principal motivo por el que se ha complicado tanto la renovación de la presidencia de la Comisión es, además de la lucha entre países europeos por conseguir mayores cotas de presencia en las instituciones comunitarias, por la importancia del cargo en sí y las funciones que le corresponde desempeñar.

Esas funciones están definidas en el artículo 17 del Tratado de la UE, que señala que al presidente de la Comisión le corresponde:

  • Definir las orientaciones con arreglo a las cuales la Comisión desempeñará sus funciones.
  • Determinar la organización interna de la Comisión velando por la coherencia, eficacia y colegialidad de su actuación.
  • Nombrar vicepresidentes, excepto el alto representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, de entre los miembros de la Comisión.

Además, el liderazgo que debe ejercer el máximo mandatario de la Comisión se define en el artículo 248 del Tratado de Funcionamiento de la UE, en el que se determina que "los miembros de la Comisión Europea desempeñan las funciones que les asigna el presidente bajo su autoridad".

El liderazgo al frente de la Comisión Europea será clave en los próximos 5 años para una organización que pronto dejará de contar con Reino Unido, salvo sorpresas de última hora, y que afronta un escenario global cada vez más convulso, tanto en el terreno económico como en el político.

Y además