¿Cuánto consume un horno? Esta es la energía que gastas al cocinar un pollo, un bizcocho o una pizza

Padre y niño miran atentamente un horno mientras cocinan

Getty Images

Tienes pensado encender el horno para calentar o preparar la comida, pero recuerdas la última tarifa de la luz o del gas que llegó a casa y te lo piensas dos veces. ¿Y si mejor usas el microondas, y ahorras tiempo y dinero?

"El horno es un gran consumidor de energía al generar calor a altas temperaturas en un periodo muy breve de tiempo", informa el IDAE, pero "su consumo en el hogar no es de los mayores, ya que se utiliza con menos frecuencia que otros electrodomésticos", tranquiliza esta entidad, adscrita al Ministerio para la Transición Ecológica.

Entre los electrodomésticos que más consumen destaca la nevera, que se presenta como el que más energía absorbe; entre esta y el gasto de un horno, se encuentran aún varios por el camino, como el televisor, la lavadora o el lavavajillas.

¿Qué gasta más luz: la Thermomix o la vitrocerámica? Esto es lo que debes elegir para ahorrar en la factura al cocinar

¿Cuántos kWh consume un horno?

El consumo de un horno eléctrico (el más común en los hogares españoles, frente al horno de gas natural), aun así, no es nada despreciable, ya que representa el 7,8% del consumo medio anual de electrodomésticos del hogar, según un informe del IDAE

Endesa lo hace responsable del 8,3% de la electricidad que gastas en tus electrodomésticos, mientras que la REE (Red Eléctrica Española) señala que la combinación de horno y cocina supone el 7% de toda la electricidad absorbida en la casa.

Además, la cifra en términos absolutos de cuánto consume un horno eléctrico es de 231 kWh de media al año, de acuerdo con el IDAE, que señala algunas diferencias que pueden encontrarse: ese gasto del horno sería mayor en la zona atlántica (263 kWh) y continental (258 kWh) que en la mediterránea (205 kWh), y superior en viviendas unifamiliares (244 kWh) que en pisos (223 kWh).

Finalmente, el consumo del horno eléctrico se encuentra en relación con su potencia (la potencia de un horno puede superar los 3000 W, según la OCU, pero no la utilizan de forma constante: cuando llega a la temperatura indicada, se apagan durante un tiempo, por lo que "el consumo real es menor"), depende de la frecuencia con la que se use y varía en función de los platos preparados.

La organización de consumidores ejemplifica que cocinar un pollo supone gastar 1,5 kWh, mientras que preparar un bizcocho requiere la mitad de energía (serían en torno a 0,75 kWh: la misma cantidad que precisa una pizza casera horneada con calor arriba y abajo durante unos 25 minutos, apunta Balay).

"Para considerarse eficiente, un horno debe consumir alrededor de 0,85 kWh para alcanzar una temperatura de 180º C", complementa Siemens.

Los mejores hornos eléctricos que puedes comprar

Cómo reducir el consumo del horno

Las cifras mencionadas anteriormente recogen cuánto consumo un horno de media, pero ese gasto puede experimentar importantes diferencias en función del uso que se le dé, tanto en frecuencia como en eficacia.

Desconectar los electrodomésticos en vacaciones te ahorrará 20 euros en la factura de la luz: los consejos de la OCU para rebajar consumo energético

Así, reducir el consumo eléctrico de un horno —y, por tanto, ahorrar en la factura de la luz— pasa por varios consejos prácticos compartidos por entidades como el IDAE, la OCU, Balay, Endesa y FC Energía.

Estas recuerdan que no es necesario precalentar el horno para cocciones superiores a una hora, no se debe abrir la puerta de este para revisar la comida si no es necesario (hacerlo supone perder un mínimo del 20% de la energía acumulada, según datos del IDAE) y es recomendable apagarlo unos minutos antes de finalizar la cocción, ya que el calor residual es suficiente para terminar el proceso.

6 trucos para mantener tu horno en buen estado y que te dure toda la vida

Estos trucos, junto a no abusar de la función de grill, no colocar el horno cerca de la nevera (o, en su defecto, poner un aislante) y hornear varios alimentos al mismo tiempo pueden suponer un porcentaje medio de ahorro de hasta el 50%, sugiere la OCU.

Otros consejos para gastar menos con el horno y hacer un uso más eficiente es utilizar moldes metálicos (absorben mejor el calor y ofrecen un horneado más homogéneo), eliminar bien las grasas y elegir el modelo con mayor eficiencia energética.

Otros artículos interesantes:

Los electrodomésticos y aparatos electrónicos que más electricidad consumen (y qué hacer para reducir su gasto)

Así es como puedes limpiar la parrilla del horno sin esfuerzo, según este experto de la limpieza

¿Qué gasta más luz: la Thermomix o la vitrocerámica? Esto es lo que debes elegir para ahorrar en la factura al cocinar

Te recomendamos