Algenex, la biotecnológica española que ha acelerado su entrada en la salud humana gracias a la pandemia: "Necesitamos fábricas de vacunas humanas en España"

Claudia Jiménez, directora general de Algenex.
Claudia Jiménez, directora general de Algenex.

Algenex

  • Algenex, una biotecnológica veterinaria, ha acelerado su entrada en la salud humana gracias a la pandemia de coronavirus. 
  • La compañía está validando su plataforma para convertirse en proveedora de antígenos para los fabricantes de vacunas. 
  • "El objetivo es que otras farmacéuticas puedan aprovechar nuestra plataforma para aumentar su capacidad de producción", explica Claudia Jiménez, directora general de Algenex, en una entrevista con Business Insider España.  
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Algenex es una biotecnológica española que hasta ahora había sido pionera en el campo de la veterinaria y que ahora podría revolucionar la forma de producir vacunas. 

La plataforma de la biotecnológica—que utiliza crisálidas de insectos para fabricar antígenos y que la compañía ha patentado bajo el nombre de CrisBio—tiene una enorme capacidad de producción y de escalabilidad. 

Aunque Algenex siempre había tenido en mente dar el salto a la salud humana, con la pandemia "decidimos acelerar la entrada en humanos unos años antes", reconoce Claudia Jiménez, directora general de la compañía, en una entrevista con Business Insider España. 

"Una de las cosas que habíamos visto era el potencial de la plataforma para las pandemias", explica Jiménez. 

La española Atrys Health se consolida como uno de los líderes mundiales de la telemedicina tras la pandemia: “La inversión va a jugar un papel fundamental”

En 2019 la compañía hizo su primera incursión en la salud humana y realizó una prueba de concepto en gripe aviar, una zoonosis como el coronavirus. La compañía fue capaz de fabricar un candidato a vacuna en solo 4 meses y probar la funcionalidad y la seguridad de esta vacuna en modelos animales. 

"En 2 meses somos capaces de fabricar un antígeno vacunal", explica Jiménez, y "en 2 meses podríamos inocular a 250 millones de insectos, cada uno capaz de producir entre 10 y 80 dosis vacunales". 

Ahora, Algenex tiene en marcha dos programas: uno centrado en gripe pandémica y otro enfocado en COVID-19.  "El objetivo no es sacar una vacuna nosotros, sino que otras farmacéuticas puedan aprovecharse de la capacidad de nuestra plataforma", advierte Jiménez. 

"La biotecnología es el sector con mayor potencial de los próximos 20 años": los fondos españoles ponen el foco en la oncología, las enfermedades neurodegenerativas y cardiovasculares

Básicamente, Algenex aspira a convertirse en un proveedor internacional de antígenos, que pueden ser fabricados a gran escala y muy rápidamente gracias a CrisBio. 

Ahora mismo, la compañía está desarrollando dos antígenos para vacunas de la gripe y del COVID-19. Ambas se encuentran en ensayos clínicos en humanos y el objetivo de la compañía es poder vender a farmacéuticas que desarrollan vacunas basadas en proteínas. 

La planta que abrió el año pasado la compañía, con una inversión de 1,4 millones de euros, tendría potencial para producir 100 millones de dosis.  

Por comparar, el proyecto que inició Rovi en 2009 para construir una planta de vacunas en Granada había requerido hasta su cancelación en 2014 de una inversión de 92 millones de euros. Esas instalaciones habrían tenido capacidad de fabricar 40 millones de dosis frente a los 100 millones de Algenex. 

La compañía quiere validar su plataforma antes de verano 

2021 va a ser un año determinante para Algenex y, en concreto, la compañía está pendiente de varios hitos antes del verano. 

"En primer lugar, queremos completar la parte regulatoria y obtener en verano la autorización de nuestra primera vacuna", explica Jiménez. Algenex tiene previsto obtener luz verde para la primera vacuna veterinaria producida con su plataforma, lo que ya supondría validar la tecnología CrisBio. 

El segundo objetivo de Algenex es asegurar sus objetivos de producción para garantizar su capacidad para producir a escala. La compañía planea solicitar la licencia necesaria en abril para en verano tener luz verde para fabricar para uso humano y veterinario

Más allá de las grandes farmacéuticas: las vacunas españolas que se están produciendo contra el virus

Además, "estamos centrados en demostrar que nuestra plataforma tiene sentido a nivel comercial", explica Jiménez. La industria ya parece estar convencida de ella. Recientemente, Algenex ha anunciado una colaboración con Virbac, la sexta empresa más grande en veterinaria, para fabricar una vacuna para cerdos. 

La vacuna se desarrollará conjuntamente y se fabricará utilizando la tecnología CrisBio, lo que Jiménez asegura que supone "una validación más de la plataforma". 

A partir del verano, la compañía enfocará sus esfuerzos en asentar su entrada en la salud humana y asegura que hay muchas empresas interesadas. 

"Hay mucho interés en la parte de gripe", señala, "además, las vacunas de COVID-19 se están produciendo en las plantas de gripe". 

El apoyo del Gobierno ha estado, pero se necesitan recursos para aumentar la capacidad de producción 

La directora general de Algenex reivindica el potencial del sector de la biotecnología y subraya su capacidad de respuesta a la pandemia. Sin embargo, asegura que la industria necesita más apoyo por parte del gobierno. 

"Ha habido apoyo y voluntad dentro de las capacidades que tienen", reconoce Jiménez, que señala que "el CDTI ha hecho lo que ha podido". 

De AstraZeneca a Pfizer: cuántas vacunas prometió cada fabricante a Europa y cuántas dosis van a llegar en realidad

"Lo que no hay es recursos", advierte la directora general, que lamenta la pequeña cantidad que España invierte en investigación e innovación.  

De cara a los próximos meses, la directiva asegura que lo fundamental es asegurarse de que los fondos que van a llegar de la Unión Europea vayan a las empresas que verdaderamente lo necesitan para aumentar la capacidad de producción. 

"Necesitamos fábricas de vacunas humanas en España", insiste Jiménez. 

"Cuando se habla de que en España se están produciendo vacunas, no es cierto", advierte la directora general. "Simplemente estamos envasando", explica. 

Por eso, subraya la necesidad de que todos los recursos vayan destinados a "tecnología de producción". 

Otros artículos interesantes:

Isabel Sola, investigadora del CSIC: "Nuestras vacunas son tan competitivas y potentes como las que se están desarrollando a nivel internacional"

Laura Soucek, la investigadora que se lanzó a emprender para acabar con el cáncer: "Hay muchos tratamientos que aspiran a cronificar el cáncer, pero yo quiero erradicarlo"

"La biotecnología es el sector con mayor potencial de los próximos 20 años": los fondos españoles ponen el foco en la oncología, las enfermedades neurodegenerativas y cardiovasculares

Te recomendamos

Y además