Por qué el nuevo CEO de Volkswagen tiene dudas sobre los coches eléctricos

Oliver Blume, CEO de Volkswagen.

REUTERS/Andreas Gebert

  • Oliver Blume, CEO de Volkswagen, confirma que está revisando los planes de la marca para el desarrollo del coche eléctrico autónomo.
  • Esta es la primera vez desde que tomó el cargo en septiembre que Blume da marcha atrás a una decisión tomada por su predecesor, Herbert Diess.

Muchas cosas han cambiado en Volkswagen desde que Oliver Blume se convirtiera en el nuevo CEO del grupo el pasado septiembre. Algunos movimientos han sido positivos, como la salida a bolsa de su marca de lujo, Porsche. Sin embargo, ahora parece que el director general tiene ciertas dudas sobre el desarrollo de los coches autónomos que pueda hacer la marca alemana. 

Según informaThe Wall Street Journal, Blume ha puesto en revisión los planes sobre el coche autónomo. Esta es la primera vez desde su nombramiento que pone en duda las decisiones tecnológicas de su predecesor, Herbert Diess

Este es un paso que deja claro el nuevo camino del director general de Volkswagen: centrarse en la implementación a corto plazo de software y tecnología clave para los próximos modelos.

Todo apunta a que Oliver Blume retrase el proyecto Trinity, que tenía el objetivo de desarrollar un coche eléctrico completamente autónomo. Además, según fuentes cercanas a la compañía, el CEO de Volkswagen también podría cancelar la construcción de una nueva fábrica para este coche que tenían planeado levantar cerca de la sede. 

Blume y el CEO de la marca Volkswagen, Thomas Schäfer, enviaron un mensaje a los empleados de la marca detallando que "estamos aprovechando esta oportunidad para revisar todos los proyectos e inversiones y determinar si son viables". Aunque detallaron que aún es pronto para llegar a una conclusión

 

Durante la etapa de Diess, el objetivo del directivo era desarrollar software internos para sus marcas. De esa manera se creó la división Cariad. Sin embargo, la compañía ha tenido problemas para cumplir sus objetivos. Ahora, el proyecto más ambicioso de Diess podría volver a retrasarse. 

"No tenemos los conocimientos necesarios para poner un coche en la calle en 2026 que esté al mismo nivel que un Tesla", afirma una persona relacionada con el desarrollo de producto de Volkswagen. 

Blume quiere que las marcas del grupo Volkswagens sean independientes, algo que con Diess se había perdido. Un ejemplo de ello es que ha pedido a todas ellas que elaboren una OPV virtual,  es decir, que se preparen para una salida a bolsa como ejercicio para aumentar su enfoque en la rentabilidad y la transparencia ante los mercados de capitales.

Aunque Blume señala que no va a haber más salidas a bolsa, los analistas afirman que el ejercicio ilustra el interés del CEO por aumentar la rentabilidad a corto plazo, en lugar de invertir en costosos proyectos a largo plazo que tal vez nunca den resultado.

Conoce cómo trabajamos en BusinessInsider.

Etiquetas: Coche eléctrico, Coche autónomo, Volkswagen