Consejos para encontrar trabajo en 2021: cuáles son las habilidades que necesitas y cómo llamar la atención de las empresas

Una persona mira con unos prismáticos.

gettyimages

  • Para encontrar trabajo en 2021 será imprescindible que tengas en cuenta el efecto COVID-19. Busca en aquellos sectores que saldrán mejor parados tras la pandemia.
  • El uso de LinkedIn y otras redes sociales es esencial para conseguir un empleo. Pero hay que diversificar: los actos, las ferias, las reuniones sociales, el boca a boca. Todo eso sigue funcionando.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Aunque con elementos inamovibles, los sistemas y las vías para encontrar trabajo varían con el paso del tiempo. Y, tras un año como 2020, el proceso, en algunos aspectos, se ha acelerado de manera notable. No sólo se adaptan los trabajos, sino también las formas de buscarlos.

El hecho de que, por ejemplo, no pare de subir el número de usuarios de LinkedIn (en la actualidad está por encima de los 720 millones) es una muestra fehaciente de cómo está cambiando el proceso de búsqueda de empleo. La competencia es máxima y, más allá del estar en el sitio adecuado y en el momento adecuado (que sigue funcionando), hay ocasiones en las que la elección final del empleador se toma por un detalle. Por eso, todo cuenta. Nada (o lo menos posible) debe dejarse al azar a la hora de buscar trabajo.

10 consejos para encontrar trabajo

1.- ¿En qué quieres trabajar?

Si estás dispuesto a aceptar cualquier tipo de trabajo, este punto te lo puedes saltar. Sin embargo, si tienes la intención de tratar de emplearte en un sector concreto, sigue leyendo. Puede ser que tengas formación o experiencia en distintas áreas, por lo tanto, es imprescindible que tengas claro hacia dónde quieres apuntar. En el caso de que las cosas no salgan bien siempre podrás virar el rumbo, pero, de inicio, focaliza tus esfuerzos en el sector profesional que más te atraiga.

Ya conoces el dicho de "quien  mucho abarca poco aprieta". Es perfectamente aplicable a la hora de buscar empleo, ya que si disparas a muchos sectores a la vez corres el riesgo de que se te escape alguna oportunidad o de caer en un sector que no te agrada en demasía, y perder la opción de estar en otro mucho más afín a tus apetencias. 

En un estudio realizado por la Fundación Adecco en 2015 se daba un consejo muy sencillo relacionado con este punto: "Pregúntate ¿quién soy?" Soy cocinero, soy fontanero, soy periodista, soy profesor, soy informático... Si se es capaz de responder a esta pregunta, apunta el informe, "tienes gran parte del camino hecho". Y continúa: "Si enviamos a todas partes, de manera indiscriminada, también nos rechazarán de muchas ofertas y eso nos hará sentir fracasados. Un fracaso que no será real, pues no quiere decir que no seamos válidos: simplemente estábamos optando a las ofertas de empleo equivocadas".

Un cartel señala pros y contras.Un cartel señala pros y contras.

gettyimages

2.- Ten en cuenta el efecto COVID-19

El coronavirus ha cambiado las vidas de muchísimas personas. En realidad, de manera más o menos intensa, ha cambiado la vida de todas las personas. Diversos estudios señalan que los sectores con más empleo después del Covid-19 serán aquellos que tengan relación directa con la tecnología y la transformación digital. 

Por ello, algunos de los empleos más demandados serán los de especialista en Inteligencia Artificial, especialista en Ciberseguridad, desarrollador de software, ingeniero o científico de datos o desarrollador de Big Data.

También es importante conocer cuáles son las habilidades más demandadas por las empresas en este mundo post COVID-19. Por ejemplo, según Learnability Hub, autoliderazgo, empatía o capacidad de aprendizaje, son algunas skills clave para encontrar trabajo este 2021.

Una persona sostiene un maletín y una mascarilla.Una persona sostiene un maletín y una mascarilla.

gettyimages

3.- El currículum y carta de presentación son tus mejores armas, cuídalos

Dependiendo del sector que hayas elegido, pondrás unas experiencias u otras en el currículum. No hace falta ponerlo todo, para eso ya están portales como LinkedIn, así que adapta tu CV al trabajo que solicites. E igualmente con la carta de presentación. No tengas problema en solicitar ayuda para diseñar y redactar ambos documentos.

Estos son algunos de los mejores consejos para redactar un buen currículum, sacados de las principales páginas de búsqueda de empleo:

  1. Sé claro y conciso.
  2. Destaca lo más relevante según la oferta y la empresa.
  3. Describe, de manera somera, las funciones realizadas en cada puesto. 
  4. Elije una fotografía apropiada.
  5. Sé cuidadoso con las fechas.
  6. Añade información complementaria: disponibilidad de desplazamiento, carnet de conducir, experiencias en el extranjero, idiomas, motivaciones, intereses, aficiones...
  7. ¡No mientas!
  8. Sé original en el formato. Diferenciate del resto.
  9. Por supuesto, no te olvides de poner tu información personal y de contacto. 
  10. Incluye una carta de presentación.

A colación del último consejo, es primordial destacar la importancia de hacer una carta de presentación. Reclutadores profesionales reconocen que, cuando se enfrentan a grandes procesos de selección, hacen la primera criba con este documento. Es decir, si no la mandas, directamente, tu currículum se puede ir a la basura. Si la mandas, pero no está bien hecha, tu CV (por muy bueno que sea) nunca llegará a ser leído. 

Aquí van algunas recomendaciones para escribir una carta de presentación:

  1. No utilices un formato tipo. La carta ha de ser única e intransferible.
  2. Explica por qué te mereces el puesto, qué puedes aportar.
  3. La carta tiene que complementar tu currículum, no repetirlo. Da información nueva.
  4. Dedícale tiempo. No es un mero trámite que puedas dejar para el final. Tiene muchísima importancia. 
  5. Nunca debe ocupar más de una página, y, como mucho, cuatro párrafos.

Susan Adams recomienda en un artículo publicado en Forbes con el título "Cómo escribir una carta de presentación" que se utilice la primera línea de la misma para mencionar a un contacto mutuo. Es interesante, por añadidura, que trates de saber quién va a leer tu carta, algo que puedes lograr con una breve investigación en LinkedIn. También aconseja Adams usar un estilo formal, sin abreviaturas ni acrónimos. La carta de presentación, sostiene, debe ser formal, "pero no aburrida", y siempre ha de terminar con una solicitud de reunión.

Una profesora apunta algo en una pizarra.Una profesora apunta algo en una pizarra.

gettyimages

4.- Buscar trabajo es un trabajo en sí, y como tal debes tener un método y ser constante

Para encontrar trabajo en 2021 (y en cualquier otro momento) tendrás que aplicarte. Ponte unos horarios, un sistema ordenado de búsqueda. En definitiva, haz de la búsqueda de empleo, un empleo.

Estos con cuatro consejos para planificar tu búsqueda de trabajo, extraídos de educaweb:

  • Planifica con concreción: decide cuánto tiempo le dedicarás a mirar anuncios, a escribir cartas de presentación, a adaptar tu currículum a la oferta...
  • Desayuna y a trabajar, mejor dicho, a buscar trabajo. Perdón por la reiteración, pero buscar trabajo es ahora tu trabajo.
  • Dedícale, al menos, 6 horas al día a la misión de encontrar empleo.
  • En los trabajos hay descansos, días libres, y en este también. Date recompensas.
Una mujer holgazanea en la cama mientras mira el móvil.Una mujer holgazanea en la cama mientras mira el móvil.

gettyimages

5.- Cuida muy bien tu perfil en LinkedIn, es un gran escaparate para buscar trabajo

Aunque las páginas de búsqueda de empleo y, sobre todo, el boca a boca y el conocer a gente siguen siendo métodos para encontrar trabajo, en la actualidad es difícil emprender este proceso sin contar con las redes sociales y, principalmente (aunque no sólo) con LinkedIn. Realizar alguna formación online para saber cómo buscar trabajo a través de las redes sociales es una muy buena inversión.

Pedro de Vicente es autor del blog exprimiendolinkedin. Asimismo, es profesor y ponente sobre esta red social en IESE Business School (Madrid), IE Business School (Madrid),  ISDI -Instituto para el Desarrollo de Internet- (Madrid y Barcelona), The Valley Digital Business School (Madrid) y la Escuela de Organización Industrial -EOI- (Madrid). Da estos consejos para buscar trabajo en LinkedIn:

  • Nunca dejes en blanco el apartado "cargo actual".
  • El "titular profesional" debe indicar lo que tú puedes hacer por el empleador.
  • Comparte contenidos en tu perfil de LinkedIn.
  • Recluta a tus reclutadores.
  • Invita a tu red a los directivos de las empresas en las que crees que tienes opciones de conseguir un empleo.
  • Explora el segundo nivel de relación de tu red de contactos.
  • Pide recomendaciones.
  • Invita a los superconectores de tu sector, que son los profesionales del mismo con miles de contactos.
  • Construye una red de contactos relacionados con las empresas que son tu objetivo.
Una persona mira la pantalla de un ordenador con una lupa.Una persona mira la pantalla de un ordenador con una lupa.

gettyimages

6. Diversifica las fuentes, nunca sabes dónde puede surgir la oportunidad

En LinkedIn, según datos oficiales de la compañía, hay más de 50 millones de compañías, se ofrecen más de 14 millones de empleos y el 87 % de los reclutadores usan LinkedIn para evaluar candidatos. Huelga decir, por tanto, que es una excelente vía para buscar trabajo. Y la debes explotar. Pero no ha de ser la única: es importante diversificar los caminos. Mira en los periódicos, habla con la gente, vete a ferias de empleo, a actos, eventos, nunca se sabe dónde puede aparecer la oportunidad.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondientes al tercer trimestre de 2020,  estos son los métodos de búsqueda de empleo más utilizados:

  1. A través de amigos, parientes o un sindicato (74,8 %).
  2. Ha mirado o ha escuchado algún anuncio u oferta de empleo, incluido Internet (69,5 %).
  3. Solicitud directa a un empresario o presentando su currículum (63,4 %).
  4. Ha puesto o ha contestado algún anuncio u oferta de empleo, incluido Internet (43,8 %).
  5. Se ha puesto en contacto con una Oficina Pública de Empleo (41,8 %).
  6. Se ha puesto en contacto con una oficina privada de empleo o se ha apuntado a una bolsa de trabajo (30,1 %).
  7. Espera la llamada de una Oficina Pública de empleo (27,1 %).
Un señor consulta los anuncios de un periódico.Un señor consulta los anuncios de un periódico.

gettyimages

7. La formación es un elemento clave para mejorar individualmente y dar buena impresión a los reclutadores

Nunca dejes de formarte, aunque no tengas mucho dinero. Cada mes salen cursos gratis a los que puedes apuntarte. Ni siquiera cuando hayas encontrado trabajo. Pero, desde luego, en el tránsito de búsqueda de empleo también debes seguir aumentando tus competencias. Volviendo al INE, y al tercer trimestre de 2020, estas son las tasas de paro por nivel de formación:

  1. Analfabetos (43,34 %).
  2. Estudios primarios incompletos (33,95 %).
  3. Educación Primaria (28,8 %).
  4. Primera etapa de Educación Secundaria y similar (20,81 %).
  5. Segunda etapa de Educación Secundaria con orientación general (17,91 %).
  6. Segunda etapa de Educación Secundaria con orientación profesional, incluyendo educación postsecundaria no superior (15,75 %).
  7. Educación Superior (11,14 %).
Una recién graduada enseña un cartel en el que se lee "¿y ahora qué?".Una recién graduada enseña un cartel en el que se lee "¿y ahora qué?".

gettyimages

8. Infórmate sobre la empresa

Te has postulado para un empleo y va a empezar el proceso de selección. Presentaciones, entrevistas, etc. Estudia bien todo lo relacionado con la empresa: cómo se creó, sus departamentos, su manera de trabajar, empápate de su modus operandi.

En universia dan 10 preguntas de las que has de saber la respuesta antes de la entrevista de trabajo:

  1. ¿Da oportunidades de crecimiento?
  2. ¿En qué mercados opera?
  3. ¿Es una empresa innovadora?
  4. ¿Cuántos empleados tienes?
  5. ¿Cuáles son las condiciones salariales?
  6. ¿Son flexibles?
  7. ¿Dan formación interna?
  8. ¿Se preocupan por el medioambiente?
  9. ¿Cobran lo mismo los hombres y las mujeres?
  10. ¿Cuáles son los valores de la empresa?

En Jobandtalent, por añadidura, ofrecen algunas claves más que se deben conocer:

  • Línea de negocio, catálogo de productos.
  • Sedes y, en general, lugares en donde la empresa está implantada.
  • Datos financieros, éxitos fracasos.
  • Estrategia empresarial.
  • Proyectos de futuro.
Una mujer dormida en el sofá con el ordenador delante.Una mujer dormida en el sofá con el ordenador delante.

gettyimages

9. Averigua qué es lo que puedes aportar y buscar diferenciarte del resto de candidatos

En el transcurso de ese proceso de selección debes ser capaz de transmitirle a los reclutadores que tienes capacidades para aportar algo a la empresa. Que vas a sumar. Que contigo ganarán dinero. Que te necesitan. Porque tú lo vales. Para lograrlo, es muy importante lo anterior, el conocimiento de la empresa. Si no has inquirido sobre la misma será imposible que sepas en dónde puedes aportar o en qué deben mejorar. 

Una chica se muestra orgullosa de sí misma.Una chica se muestra orgullosa de sí misma.

gettyimages

10. Prepara la entrevista a conciencia, demuestra tu interés por la empresa y trabajo

Todo lo anterior: el estudio de la empresa y el valor añadido que serás capaz de trasmitir, tendrán su punto álgido en la entrevista de trabajo. Es ahí donde te la jugarás a la hora de encontrar trabajo en 2021. No escatimes tiempo en su preparación. Y si precisas de la ayuda de alguien, no dudes en lanzar un SOS.

¿Qué buscan los reclutadores? La directora de PagePersonnel, Miriam Huertas, da 4 secretos del reclutador para dar con el candidato perfecto:

  1. Cuando expliques tu experiencia y la labor desarrollada en otros puestos, trata de hablar en singular. De lo contrario, explica Huertas, el entrevistador podría pensar que sólo sabes hacer una parte del proceso.
  2. Mira a los ojos del reclutador, sobre todo, cuando se plantén preguntas comprometidas como las relacionadas con el salario, contrato, etc.
  3. Consigue referencias y estate preparado para dar el contacto en la entrevista. Tú has investigado a la empresa. La empresa ha hecho lo mismo contigo a través de sus redes sociales, pero, lo más probable, es que necesiten conocerte aún más. 
  4. Controla tus manos: pegadas a tu cuerpo o con los puños cerrados reflejan nerviosismo. Sobre la mesa o con las palmas hacia arriba, seguridad.

En el blog de Infoempleo también repasan algunas de las claves sobre los reclutadores. El 50 % de los reclutadores preguntados por este portal dan más importancia a la experiencia que a la formación. De hecho, el 26,86 % asegura que se fijan exclusivamente en la experiencia. Respecto a las habilidades técnicas más buscadas, ostentar los conocimientos más específicos del puesto es bastante o muy importante para el 63,25 % de los encargados de encontrar al candidato ideal. El 42,76 % le da mucha importancia al conocimiento de nuevas tecnologías. Un porcentaje que, seguro, subirá mucho en los próximos años. Un decente nivel cultural es valorado por el 37,46 % y los idiomas por el 33,22 %. 

Preguntados por las habilidades interpersonales, estas fueron las cinco más repetidas:

  1. Trabajo en equipo.
  2. Capacidad resolutiva.
  3. Habilidades comunicativas.
  4. Capacidad de organización y planificación.
  5. Iniciativa.
Varias personas esperan para tener una entrevista de trabajo.Varias personas esperan para tener una entrevista de trabajo.

gettyimages

LEER TAMBIÉN: Así es el currículum que más ha impresionado a un experto reclutador tras 20 años entrevistando gente

LEER TAMBIÉN: Cómo realizar una entrevista de trabajo online desde casa: 8 reglas para alcanzar el objetivo

LEER TAMBIÉN: Los 4 consejos del CEO de LinkedIn España para buscar trabajo en tiempos de coronavirus

VER AHORA: Desde personas en paro desesperadas hasta multinacionales del crimen: los perfiles de ciberdelincuente más comunes, según el CEO de Buguroo