El CEO de la farmacéutica Merck descarta poner fecha a su vacuna contra el coronavirus y se muestra escéptico sobre que alguien la consiga en 18 meses

Ken Frazier, CEO de Merck
Reuters
  • Merck acaba de unirse a la carrera por la vacuna contra el coronavirus tras anunciar que está desarrollando dos candidatos vacunales. 
  • Ken Frazier, CEO del gigante farmacéutico, no ha querido poner una fecha a la vacuna y ve con escepticismo las estimaciones que creen que tendremos una en 18 meses, según una entrevista en Financial Times
  • El CEO ha advertido de que para garantizar la seguridad y la efectividad de una vacuna se necesitan grandes ensayos clínicos de varias fases, un proceso que puede durar años. 
  • "Uno quiere asegurarse de que cuando pones una vacuna a millones, si no miles de millones de personas, es segura", advierte.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La pandemia de coronavirus ha desatado una carrera científica sin precedentes por encontrar una vacuna contra la enfermedad y la cuestión parece ser cuánto tardará en llegar. 

Algunos de los proyectos más avanzados aseguraban poder estar preparados en septiembre—aunque la menor prevalencia del virus está empezando a amenazar esas fechas—y Donald Trump ha expresado su intención de estar fabricando una vacuna para finales del año. 

Sin embargo, el plazo más a corto plazo en el que parece haber más consenso entre los científicos apuesta por que habrá una vacuna en unos 18 meses

Ken Frazier, CEO de la farmacéutica Merck—que acaba de anunciar que está desarrollando dos candidatos vacunales contra la enfermedad—ha mostrado su escepticismo ante esos plazos en una entrevista con Financial Times

El CEO ha advertido de que para garantizar la efectividad y la seguridad de una vacuna hay que realizar grandes ensayos clínicos, un proceso que puede llevar años. 

Frazier ha asegurado que el plazo de 18 meses es demasiado optimista comparándolo con el tiempo que ha llevado desarrollar vacunas efectivas y seguras para otras enfermedades. 

"Uno quiere asegurarse de que cuando pones una vacuna a millones, si no miles de millones de personas, es segura", advierte.

Leer más: Ana Fernández-Sesma, la viróloga española que dirige un laboratorio en el Hospital Monte Sinaí de Nueva York: "No vamos a encontrar algo que funcione para todos"

A pesar de que en esta carrera han entrado con mucha fuerza las compañías que apuestan por la tecnología de ARN mensajero y que podrían lograr una vacuna con más celeridad, el CEO de Merck se muestra escéptico con esta plataforma. 

Frazier ha asegurado que su compañía descartó utilizar esta técnica porque no creen que pueda producir una respuesta inmune lo suficientemente fuerte. 

Además, señala que nunca se ha aprobado una vacuna con esta tecnología y no se conoce que posibilidades hay de escalar su producción. 

"La velocidad es un factor, pero en cierto modo no aceptamos realmente el concepto de que esto es una carrera", concluye. "Entendemos la urgencia, pero nuestro objetivo no es ser los primeros en las primeras etapas: es desarrollar una vacuna que sea segura y efectiva."

LEER TAMBIÉN: Ni para emitir pasaportes de inmunidad ni para confirmar infecciones: en qué situaciones son realmente útiles los test de anticuerpos

LEER TAMBIÉN: Condiciones para cobrar el ingreso mínimo vital: requisitos que hay que cumplir, documentación necesaria y dónde se solicita

LEER TAMBIÉN: Cuándo se cobra el paro de junio y cómo se abonan los ERTES

VER AHORA: Mascarillas, grupos burbuja o PCR masivos: cómo han preparado otros países la vuelta a las clases para prevenir contagios

    Más:

  1. Coronavirus
  2. Enfermedades
  3. Ciencia
  4. Salud
  5. Trending