Pasar al contenido principal

Google comienza a restringir la publicidad política y los partidos ya no tendrán acceso a microdatos para localizarte

El CEO de Google, Sundar Pichai, en una foto de archivo.
El CEO de Google, Sundar Pichai, en una foto de archivo. REUTERS/Jim Young
  • Google ha anunciado también cambios en sus espacios de publicidad para la propaganda política.
  • Empezará a implementarlo en Estados Unidos a partir del 3 de diciembre y en enero del 2020 para el resto del mundo. 
  • El gigante tecnológico se suma a la protección de los usuarios frente a la publicidad política del microtargeting. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El espacio publicitario para la propaganda electoral está siendo cuestionado en todo el mundo. Pero, sobre todo, a las grandes tecnológicas que tienen en su poder la segmentación de públicos para hacer campañas publicitarias que saben desde tu edad, sexo, trabajoidentidad política hasta qué lees o dejas de leer

Google ha sido la última gran tecnológica en sumarse al control de los anuncios sobre propaganda electoral. Ha decidido limitar este tipo de microdatos como la edad, el sexo y la ubicación —porque podían segmentar su publicidad hasta por código postal.

Eso sí, dejarán que utilicen temáticas como "intereses económicos" o conocer la prensa o web que el usuario visita como "lectores de Business Insider" para poder orientar sus campañas al perfil de sus votantes. El objetivo es que sea menos intrusiva la publicidad electoral e intentar supervisar la difusión de noticias falsas —algo sobre lo que reconocen tener poco control. 

Leer más: Cómo hacer una copia de seguridad en Windows 10 paso a paso 

"A partir del 3 de diciembre de 2019, ampliaremos la cobertura de nuestra transparencia publicitaria electoral para incluir candidatos y titulares de cargos a nivel estatal de Estados Unidos", cuenta Google en su blog

Hasta ahora, habían dado mucho de qué hablar Twitter y Facebook. Twitter finalmente prohibió la propaganda electoral y Facebook ha recibido críticas y cartas con reclamaciones hasta de sus propios empleados. Sin embargo, esta última ha decidido no mediar en la verificación de las noticias y permite a los partidos publicar lo que quieran bajo su propia marca y por ende, su responsabilidad. Según una antigua jefa de Operaciones Electorales en la red social, Facebook no prohíbe estas tácticas de manipulación porque se lucran de ello

Y además