La inflación sube un 3,5% en octubre por el encarecimiento del aceite, productos de confitería o el arroz

Un hombre con carritos de supermercado para hacer la compra en inflación

REUTERS/Stephane Mahe

Foto del redactor Inma Benedito
  • La inflación se mantiene en niveles moderados por tercer mes consecutivo: los precios suben un 3,5% por el encarecimiento de la luz y algunos alimentos.
  • Aunque los alimentos ya no dan la lata como antes, hay algunos productos que siguen inflamando la cesta de la compra: el precio del aceite se dispara un 73,5%.

Con la llegada del frío, la inflación vuelve a incendiar las facturas. Los precios vuelven a subir en octubre, aunque se mantienen respecto a septiembre, empujados por el encarecimiento de los combustibles y la electricidad, y de alimentos como el aceite.

La inflación subió un 3,5% en octubre, según el Índice de Precios al Consumo (IPC), publicado hoy por el INE. Con este dato, la inflación se mantiene respecto a septiembre, cuando los precios ya repuntaron un 3,5%, el dato más alto desde abril.

La buena noticia es que ya van 3 meses en los que la inflación se mantiene en niveles moderados. Eso, y el frenazo de la inflación subyacente. Si en septiembre subió un 5,8%, ahora lo hace un 5,2%, seis décimas menos. Esta tasa, que no tiene en cuenta los precios energéticos y de los alimentos, es un termómetro que sirve para medir el riesgo de que la inflación se incruste en la economía.

"En este comportamiento destaca la influencia al alza de los precios de la electricidad, que bajan menos que en octubre de 2022", explica Estadística.

No es para menos, en verano de 2022 todavía regían algunas de las medidas aprobadas por el Gobierno para aliviar el impacto de la inflación en el bolsillo, como el descuento de 20 céntimos por litro de combustible. Ahora que ya no está en vigor, se nota la diferencia.

El Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha subrayado que la inflación general se mantuvo estable en el 3,5% en octubre "por el mejor comportamiento de los alimentos y la bajada de los carburantes", que compensaron el efecto base derivado de la fuerte bajada de la electricidad en octubre de 2022. 

De hecho, el precio de los alimentos moderó el avance de su tasa interanual un punto, hasta el 9,5%, bajando de los dos dígitos por primera vez en año y medio. Esta evolución se debe, según Estadística, a que los precios de legumbres y hortalizas, leche, huevos y queso, y carne y frutas subieron menos en octubre de este año que en el mismo mes de 2022. Sin embargo, los productos que más suben de precio en octubre son precisamente alimentos.

Aunque los alimentos ya no dan la lata como antes, hay algunos productos que siguen inflamando la cesta de la compra: el precio del aceite se dispara un 73,5% respecto a septiembre; productos de confitería, con un encarecimiento del 17%, el arroz (16,6%) o los zumos (16,1%).

Guía para empezar a ahorrar.

Junio fue el primer mes en que la inflación daba un respiro. Los precios subieron un 1,9%, el mejor dato desde marzo de 2021. Hacía más de 2 años que no estaba en niveles tan bajos. Pero los economistas ya habían avisado: la inflación volvería a subir. Y lo hizo en julio, un mes después. Los precios crecieron un 2,3% en julio.

Según el INE, el repunte de precios de julio se debió al encarecimiento de la gasolina, pero también a los paquetes turísticos, cuyo precio se disparó, dejando 2023 como el verano más caro de la historia en España.

Hace un año que la invasión de Ucrania por parte de Rusia dinamitó los precios, llevando la inflación al 9,8% en marzo de 2022, la mayor subida desde 1985.

Que la inflación volviera a tocar techo en los últimos meses también era de esperar por un mero efecto estadístico. Marzo del año pasado fue el primer mes en que empezó a notarse el impacto de la guerra en Ucrania sobre precios, y la inflación se disparó ese mes.

Eso es básicamente lo que arguyen desde el Ministerio de Economía, que señalan que estos datos "reflejan el efecto base de los precios de la electricidad y, en menor medida, en los carburantes".

A partir de entonces, el IPC registrado es el resultado de una comparativa respecto a los precios del año pasado, en máximos en mucho tiempo, por lo que es normal que parezca que la inflación toca techo. Es el denominado efecto escalón.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.