Google, Amazon y Microsoft aceleran sus planes para conquistar el negocio de la salud en plena pandemia

Microsoft comprará la firma de inteligencia artificial Nuance por 19.700 millones de dólares para reforzar la tecnología sanitaria

Lucas Jackson/Reuters

  • Las grandes tecnológicas llevan tiempo con el ojo echado al sector de la salud en Estados Unidos, valorado en más de 3 billones de dólares. 
  • Amazon, Google y Microsoft han hecho grandes movimientos en los últimos meses que apuntan hacia donde va la estrategia de las empresas en este sentido. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las grandes tecnológicas quieren hacerse un hueco en un mercado que mueve más de 3 billones de dólares solo en Estados Unidos: el negocio de la salud. 

Ineficiente, saturado y de alto coste: el sistema sanitario estadounidense parece estar esperando la entrada de tecnologías como el cloud, el big data o el IoT para dar un giro de 180 grados. 

De hecho, la crisis del coronavirus ha provocado que las tecnológicas se apresuren por poner en juego todas sus herramientas para demostrar su capacidad de transformar el ecosistema sanitario. 

Desde Amazon hasta Google, todas las grandes empresas están deseando encontrar la manera de consolidarse como agentes del sector, pero la experiencia ha demostrado que no les está siendo tan fácil como en otros ámbitos. 

La preocupación por la privacidad de los datos y la desconfianza de los usuarios hacia las tecnológicas —así como las críticas de que estas grandes empresas puedan acabar teniendo el monopolio del negocio sanitario y una férrea regulación del sector— han frenado varias veces los intentos de las compañías. 

De la fuga en un laboratorio de Wuhan al salto natural desde los murciélagos: pruebas de cada teoría sobre el origen del coronavirus

En el último año han conseguido avances sin precedentes y parece que están dando con la tecla para convencer a la industria y a los usuarios, aunque no sin recelos.  

Amazon quiere entrar en el mercado del diagnóstico y estaría viendo como reforzar su negocio farmacéutico 

Jeff Bezos, CEO de Amazon

El gigante del comercio electrónico está considerando el lanzamiento de una nueva línea de negocio, Diagnostics, que ofrezca una serie de pruebas médicas a domicilio y un mercado de terceros de test diagnósticos. 

La pandemia de coronavirus ha servido como campo de pruebas para Amazon, que está en conversaciones para lanzar primero su propio kit de test COVID-19 en junio. 

La compañía podría ampliar su oferta para ofrecer kits de pruebas de infecciones que conducen a enfermedades respiratorias y de transmisión sexual. El objetivo de Amazon a largo plazo es expandirse a otras áreas, como la genómica clínica, y lanzar un mercado de terceros que venda test de otras empresas, según aseguraron fuentes internas a Business Insider.

La rama diagnóstica se sumaría a su servicio de envío de medicamentos online, Amazon Pharmacy, y a Amazon Care, que se expandirá a nivel nacional este verano.

Todo lo que la ciencia quiere averiguar sobre la nueva variante: los expertos debaten si las vacunas son capaces de hacer frente a las cepas

En el negocio farmacéutico, parece que Amazon tampoco se conforma con su actual oferta, por la que los miembros de Prime pueden recibir medicamentos con receta en tan solo 2 días. 

La compañía estaría considerando también la apertura de oficinas de farmacia físicas, quizá aprovechando los locales de Whole Foods de los que es propietario. 

Google consolida su estrategia de colaboración con grandes grupos para la explotación de los datos 

Sundar Pichai, CEO de Google y Alphabet.

Esta misma semana Google y la cadena de hospitales estadounidense HCA Healthcare han firmado un acuerdo para desarrollar algoritmos sanitarios utilizando los datos de los pacientes que almacena el hospital. 

Las compañías almacenarán y procesarán los datos extraídos de los historiales médicos de los pacientes para desarrollar herramientas que hagan más eficiente los procesos hospitalarios y que permitan a los médicos tomar mejores decisiones. 

Las compañías almacenarán y procesarán los datos extraídos de los historiales médicos de los pacientes para desarrollar herramientas que hagan más eficiente los procesos hospitalarios y que permitan a los médicos tomar mejores decisiones. 

No es la primera vez que Google tiene acceso a los datos médicos de los pacientes de una gran compañía y no siempre ha sido visto con buenos ojos. 

Novavax podría tener la "mejor" vacuna de COVID-19, pero los retrasos plantean dudas sobre si la biotecnológica valorada en 10.000 millones de dólares tendrá beneficios

La mayor ventaja de Google en el campo de la salud, su capacidad para combinar fuentes de datos y aprender de ellas, es también lo que más preocupa a sus críticos, según explica Financial Times

David Feinberg, director de la división de salud Google, es consciente de su reputación: "Sería una vergüenza para nosotros si no pudiéramos llevar la tecnología al mundo real porque no actuamos de manera humilde, no actuamos de manera reflexiva". 

Su acuerdo con la compañía médica Ascension, responsable de la mayor red de centros sanitarios católicos en el país, hizo que se abriera una investigación para comprobar si la recopilación masiva de los datos y registros médicos de pacientes en los Estados Unidos cumplía con las leyes de privacidad del país.  

Además de los acuerdos con proveedores, la compañía también está trabajando la manera de convertir a sus dispositivos móviles en asistentes o herramientas de salud en una estrategia que rivaliza directamente con la de Apple. 

Los expertos explican por qué la tecnología de ARNm que ha revolucionado las vacunas COVID-19 podría ser la respuesta a enfermedades incurables, ataques cardíacos e incluso mordeduras de serpiente: "Las posibilidades son infinitas"

La aplicación más reciente de Google ayuda a los pacientes a identificar las enfermedades de la piel, según ha revelado la compañía en la conferencia anual de desarrolladores Google I/O.

El Google Pixel también ha pasado a ser una herramienta de salud, gracias a una nueva tecnología que puede detectar y medir la frecuencia cardíaca y respiratoria a través de la cámara del teléfono. 

La compra de Nuance por parte de Microsoft revela la importancia de la tecnología en la nube  

En abril, Microsoft adquirió la empresa de tecnología de voz de IA Nuance por 19.700 millones de dólares, la segunda mayor adquisición de la empresa tras la compra de LinkedIn en 2016 por 26.000 millones de dólares. 

"Nuance proporciona la capa de IA en el punto de entrega de la atención sanitaria y es pionera en la aplicación en el mundo real de la IA empresarial", dice el CEO de Microsoft, Satya Nadella, en un comunicado. "La IA es la prioridad más importante de la tecnología, y la sanidad es su aplicación más urgente", señala. 

El plan de Microsoft es integrar la tecnología de Nuance en su estrategia de nube específica para el cuidado de la salud. 

De la calle Galileo en Madrid a montar su propio Amazon: así se ha digitalizado esta farmacia hasta aumentar casi un 40% su facturación

La importancia de esta empresa en dicho sector queda reflejada en los datos: más de la mitad de los médicos y el 77% de los hospitales de EEUU utilizan la tecnología de Nuance, según un comunicado; asimismo, los ingresos del servicio en la nube de Nuance para el sector de la salud han crecido un 37% a finales de 2020 respecto al año anterior.

"Juntos, con nuestro ecosistema de socios, pondremos soluciones avanzadas de inteligencia artificial en manos de profesionales de todo el mundo para impulsar una mejor toma de decisiones y crear conexiones más significativas, mientras aceleramos el crecimiento de Nuance y el servicio sanitario en la nube de Microsoft", ha añadido Nadella.

El movimiento de Microsoft anticipa el campo de batalla en el que se librará la lucha por el negocio de la salud: el control por los servicios en la nube. 

Koa Health, la startup española de salud mental digital que quiere revolucionar la atención del bienestar y las terapias

"Cuando miro las oportunidades de la industria en la nube, pensamos en la atención sanitaria como una oportunidad muy crítica para nosotros y un mercado direccionable enorme y expansivo", afirmó el CEO de Microsoft, Satya Nadella, en la conferencia de resultados de la compañía.

Por su parte, Amazon Web Services, líder del sector, cuenta con varios productos en la nube dedicados a la salud, como Amazon HealthLake. 

La privacidad y el uso de los datos preocupan a los expertos 

El hecho de que grandes compañías de salud puedan cerrar acuerdos con las tecnológicas para utilizar los datos de los pacientes ha despertado grandes críticas. 

HCA ha señalado que Google no está autorizada a utilizar información identificable de los pacientes en virtud del acuerdo. El sistema hospitalario es el que controla el acceso a los datos y los científicos de Google solo obtendrían datos anonimizados. 

Sin embargo, algunos expertos han señalado que hay que actualizar las leyes de privacidad y de consentimiento para ponerse al día con los desafíos que presentan este tipo de movimientos en la industria. 

"Ahora tenemos historias clínicas electrónicas, enormes volúmenes de datos, y esto es como pedirle a un sistema de navegación de un avión de la Primera Guerra Mundial que nos guíe hasta el transbordador espacial", advierte Arthur Kaplan, profesor de la Facultad de Medicina Grossman de la Universidad de Nueva York, a CNBC. 

En un comunicado enviado a la cadena, Google también señaló: "Este es un acuerdo entre HCA y Google Cloud, y sigue los compromisos de privacidad de Google Cloud para empresas. No procesamos los datos de los clientes para crear perfiles de anuncios o mejorar los productos de Google Ads. No vendemos datos de clientes ni de servicios a terceros".

Google saca músculo en plena pandemia por su fortaleza en el sector de la salud: así ha irrumpido la tecnológica en un mercado de 3,5 billones de dólares

Pero Kaplan asegura que existe la preocupación que una empresa como Google pudiera correlacionar la información que sale del sistema sanitario y venderla.  

"Tal vez no tengan tu nombre, pero seguro que pueden averiguar qué subgrupo, qué subpoblación puede ser mejor si se te hace publicidad", señala Kaplan.  

Otros artículos interesantes:

Así van a transformar las grandes tecnológicas el sector de la salud

La hermética división de salud de Google está mejorando los móviles Android para competir con Apple, y es una señal de lo que podrían conseguir en el sector de la salud

Las farmacéuticas disparan sus beneficios con la pandemia: qué laboratorios han ganado más dinero y qué puede pasar el resto del año

Te recomendamos